La visita del Papa va a ser una sinfonía de paz, de cariño y de unidad

sábado, 13 enero 2018

En el programa Diálogo de Fe del sábado 13 de enero, el Cardenal Juan Luis Cipriani mencionó que la próxima visita del Papa Francisco a nuestro país ha sido como un reloj que ido marcando el ritmo del país y del corazón de mucha gente.

Mencionó que ante la cercanía de la llegada del Santo Padre, el ánimo de la gente es el más óptimo para recibir al vicario de Cristo.

“Normalmente no se reúnen un millón, dos millones, para festejar; no se reúnen dos millones para rezar, no se reúnen dos millones para ayudarse. No existe ese fenómeno. El Papa lo logra, el Papa nos convoca y logra ese clima de entusiasmo, de paz”.

Remarcó que todos los que deseen asistir a la Misa en la base aérea Las Palmas pueden hacerlo, siguiendo las indicaciones y recomendaciones del caso.

El Papa viene para unirnos por la esperanza

En otro momento, hizo un llamado a todas las instituciones a colaborar unos con otros, sin poner obstáculos.

“Esta es una familia muy grande que se reúne con mucho gozo convocados por la fe católica para estar con su padre, el Papa. No se olviden que lo principal es que el Santo Padre, el vicario de Cristo, viene con gozo, viene a generar un clima de paz, viene para unirnos por la esperanza”.

Con respecto al mensaje que el Papa Francisco dirigió a los pueblos de Chile y Perú, ante la cercanía de su visita pastoral, señaló que lo que nos dice es que su mirada, su presencia, su mensaje va más allá de todas las cosas inmediatas porque viene de los ojos de la fe en Dios.

“Nos va a ver a todos y a cada uno. No es el momento para hacer imagen. Por eso es un buen momento a llamar a todas las instituciones Calma, hagan bien sus trabajos, pero sin protagonismos. El pueblo es el protagonista, esa multitud de fieles católicos que quieren estar en las calles, en las reuniones. Y este protagonismo del pueblo exige que la vanidad, el querer tener la medalla, el yo fui. No es el momento. Es el momento de que todos los peruanos nos sintamos en igualdad de condiciones para ver a nuestro padre común”.

Reiteró que es una noticia muy grande que el Papa venga a encontrarse con su pueblo y que es un campanazo a este mundo violento, traidor y egoísta.

“Va a ser un gran festejo; una gran luz; una sinfonía de paz, de cariño y de unidad. A todos, tratemos de acoger esa sinfonía. No me refiero al pueblo que sabe hacerlo. Me refiero a la gente que tal vez quiere hacer protagonismo con algún comentario o quiere que rujan sus silbidos y sus cosas. No. Viene el Papa, el Perú estará en vitrina. Yo creo que el Señor de los Milagros que preside en Las Palmas la Misa va a ser una maravilla. Todo esto se va a unir en el corazón de cada peruano; también en Trujillo y Puerto Maldonado. Y también un saludo para los vecinos del sur, que también al Papa lo preparen con cariño en su paso por Chile”.

¿Necesitas ayuda? Haz clic aquí para iniciar el tour